CASTILLOS

Al principio de una partida de Shogi siempre intentaremos poner al rey en un lugar seguro en función de la estrategia que utilicemos y la que el oponente use.

Esto significa que lo colocaremos a la izquierda o derecha del tablero detectando que tipo de estrategia va usar el oponente, así sabremos por donde nos vendrá el ataque y haremos un castillo adecuado para esa ofensiva.

También es importante hacer un castillo óptimo para nuestra apertura. Ya que por ejemplo no es aconsejable tener la torre y el rey en distancias cortas, la torre suele ser el motor de la ofensiva y no es buena idea que el rey esté en esa zona conflictiva.

Normalmente está construido por dos oros y una plata, pero también se han visto castillos con solo un oro y una plata. Evidentemente, la defensa será menor si solo hay dos piezas defensivas.